Esperando

El joven lleva ya un buen rato esperando con un botellín sin alcohol. Es el día de los enamorados y el bar se vacía poco a poco, hasta que sólo queda él. La camarera duda si decirle nada, aunque finalmente es él que habla…

– Estoy esperando a alguien, aunque no sé si vendrá al final.

Le cuenta que espera a una chica, de la que lleva enamorado bastante tiempo y que finalmente ha aceptado tener una cita con él. Pero ya va media hora de retraso y no aparece ni contesta al móvil cuando le llama.

-Yo creo que me quedaré un rato más, ¿tú que piensas?

– Espera un poco, hombre -dice la camarera, que no quiere hacerle perder la esperanza -Si ha dicho que viene, lo mismo está de camino.

El joven hace caso y se queda allí, esperando. Pasa casi otra media hora y hasta él pierde la esperanza.

– Bueno, espero 5  minutos más y me voy.

Pasan 4 minutos y la chica aparece jadeando:

– Lo siento, me confundí de andén y no había cobertura.

El chico la mira con adoración y, tras pagar la cuenta (con una generosa propina), se marchan juntos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s